1-847-461-9798 — contact@newgress.com
logo

¿Es esta una buena idea en este momento?

Durante la pandemia, la vida debe continuar, pero el estrés emocional puede afectar su capacidad para tomar decisiones.

Ya sea heroicamente en la línea de fuego o acurrucados en casa, todos estamos enfrentando un tipo de estrés durante la era de la COVID-19 que nunca antes habíamos experimentado. Al mismo tiempo, la vida continúa y muchos de nosotros tenemos que tomar decisiones cotidianas sobre el hogar, el trabajo, la escuela, la familia y las relaciones, tal como lo hacíamos antes de la pandemia.

Ya sean fáciles o difíciles, las grandes decisiones siempre generan cierto nivel de estrés. Además, cuando se agregan tiempos desafiantes como el presente, su capacidad para tomar esas decisiones correctamente se ve afectada, según afirma Firdaus S. Dhabhar, Ph.D., un experto en psiquiatría y ciencias del comportamiento en University of Miami Health System.

decisions stress¿Estar bajo estrés conduce siempre a tomar malas decisiones?

No siempre, nos asegura el Dr. Dhabhar.

“Los efectos del estrés en la toma de decisiones son complejos y probablemente dependan de una gran variedad de factores, por ejemplo, si el factor estresante es a corto plazo (minutos u horas) o crónico (semanas, meses o años), si la persona que toma la decisión es un principiante o un experto, el grado de riesgo involucrado, la cantidad de incertidumbre, el grado de pérdida o recompensa asociados con la decisión, la edad de la persona y otros factores”, indica.

El Dr. Dhabhar ve el impacto del estrés en diferentes situaciones como una “U invertida”. Si bien un poco de presión puede agudizar la mente y conducir a mejores resultados, demasiado estrés puede causar un colapso y cambiar el rumbo hacia la toma de malas decisiones.

“Si bien se podría suponer que el estrés, en general, tiene un efecto negativo en la toma de decisiones, las investigaciones demuestran que no siempre es así”. “En algunas situaciones, el estrés puede ayudar a tomar mejores decisiones”.

Lo que muestra la investigación

Las investigaciones parecen respaldar la noción del Dr. Dhabhar de que existe una relación complicada entre el estrés y decidir entre distintas opciones. Por ejemplo, un artículo publicado en 2010 de la Association for Psychological Science señaló que algunas investigaciones han demostrado que las personas toman decisiones más reflexivas al experimentar estrés agudo, mientras que otros estudios han demostrado que se corren riesgos más importantes.

Un estudio realizado por la asociación en 2012 encontró que las personas que toman una decisión bajo estrés pueden prestar más atención a las ventajas que a las desventajas de la decisión. Por ejemplo, si está considerando un nuevo trabajo durante la pandemia, podría poner más énfasis en el aumento de salario que en el largo y arduo viaje diario hacia el trabajo.

Cómo tomar buenas decisiones en tiempos de incertidumbre

Tomar grandes decisiones nunca es fácil, incluso cuando el mundo está en calma. Sin embargo, el Dr. Dhabhar afirma que realizar ciertos pasos puede ayudar a tomar las decisiones correctas cuando uno se enfrenta a una situación difícil.

  • Espere. Según el Dr. Dhabhar, ninguna elección es más estresante que una apresurada. “Si tiene la opción de decidir cuándo tomar la decisión, espere”, aconseja. “Tómese un tiempo para reducir el estrés crónico y también para prepararse mejor. Tome la decisión después de que haya pasado más tiempo del que normalmente dejaría pasar si estuviera en condiciones menos estresantes”.
  • Investigue. Recopile toda la información que pueda antes de tomar una decisión. “Tenga cuidado con la información que recopila y utiliza para tomar una decisión”, advierte Dhabhar. “Verifíquela utilizando fuentes provenientes de todas las partes del espectro político. En los tiempos actuales, incluso la información relacionada con temas relativamente neutrales podría politizarse inadvertidamente y tal vez estar incompleta o ser subjetiva”.
  • Hable con otras personas. Incluso si es usted quien se ve más afectado por la decisión, obtener la perspectiva de otras personas en las que confía es siempre una buena idea, asegura el Dr. Dhabhar. “En este sentido, su cónyuge o pareja, sus padres, sus hijos que tengan la edad suficiente, familiares cercanos, buenos amigos, colegas o cualquier persona de confianza y que se preocupe por usted pueden ser de gran ayuda”.
  • No se abrume. Practicar el cuidado personal regular hace que los momentos difíciles sean, en general, menos estresantes. También lo ayuda a evitar la fatiga por tomar decisiones. “Reducir el estrés crónico y sus efectos negativos es más fácil de decir que de hacer, pero no imposible”, afirma el Dr. Dhabhar. “El yoga o la meditación pueden ayudar, pero estos enfoques contemplativos no funcionan para todos”. Realice una actividad que pueda disfrutar de forma segura. Pasar tiempo de calidad con su familia; hacer trabajo voluntario (que pueda llevarse a cabo con distanciamiento social); participar en actividades religiosas y espirituales; o practicar pasatiempos como bailar, trotar o hacer jardinería, pueden ayudarlo a controlar el estrés y despejar su mente para que pueda tomar esas decisiones importantes.

Wyatt Myers es escritor colaborador de UMiami Health News.


LEER MÁS

¿Niños exigentes?Minimice el estrés de la cena familiar

Caprichos al comer: durante siglos, ha sido un rasgo común entre los niños y una preocupación común entre los padres. De hecho, se han escrito libros enteros sobre el tema.

Sin embargo, en junio de 2020, un estudio de 317 niños y sus madres arrojó algo de luz sobre el tema y podría cambiar su enfoque para lidiar con la angustiante hora de comer. Leer más.

 

Leave a Comment